El Té

Sin duda, hoy en día el Té se ha convertido en una de las bebidas más populares en todo el mundo. Tomar el Té es un placer para los sentidos y una medicina para el cuerpo. En la actualidad podemos encontrar una gran variedad y diferentes tipos de Té. Este artículo pretende ser una pequeña guía introductoria a este fascinante mundo, posiblemente no apta para puristas. Empecemos por el principio.

Plantación de té. Fotografía de Tornado Twister con licencia Creative Commons.

Orígenes del Té

El Té es una infusión realizada a partir de las hojas y brotes de la planta del Té. Los primeros humanos que utilizaron estas hojas fueron los chinos, en cuyo país encontramos una tradición milenaria alrededor del Té. Hay indicios de la utilización del Té en china fechados hacia el 2500 a.C. En Europa el Té entró a través de la India gracias a los exploradores portugueses alrededor del año 1600 de nuestra era. Fue en Inglaterra donde el Té llego a alcanzar su máxima popularidad, siendo tomado por todos los estratos de la sociedad, desde la reina hasta el minero.

En China tienen diferentes maneras de pronunciar esta palabra dependiendo del dialecto, las dos formas más populares son las que han sido adoptadas en el resto del mundo. Estas formas son “Té” y “Cha”, la primera ha sido adoptada sobretodo en los países de occidentales, la segunda en los países árabes. Como el Té lleva siendo una bebida muy popular desde hace siglos, en cada país han desarrollado su propias costumbres y maneras de preparar el Té.

Artículo escrito por Miquel Vidal.